Costeando por el Barbanza




 Son varias playas las que hacen de esta zona un lugar privilegiado para desconectar de los ajetreos cotidianos. Esta costa es un lugar ideal para el senderismo, para pasear por sus largos arenales o simplemente para disfrutar de la playa tomando el sol. La oferta es de lo más variopinta. El post tiene fotos de la playa de las Furnas y de la de Espiñeirido. La primera está situada en Xuño (donde tiene las entradas), se caracteriza por su fuerte oleaje y su gran belleza. Dispone de dos humedales, uno en el centro de la playa (la de xuño) y otro al final de la misma, la laguna de San Pedro de Muro, ésta, cerrada por una barrera dunar de indudable atractivo paisajístico y ambiental. En cuanto a la fáuna podemos encontrar especialmente ánades y garzas, pero también cercetas, zampullines, porrones, limícolas, etc. Paso migratorio de multitud de aves. Para llegar a ella, bien puede ser bordeando la costa de Noia, Porto do Son,... o por la vía rápida de Ribeira, dirección el Son. La playa de Espiñeirido está en el tramo de pista asfaltada que va de Xuño hasta la carretera que une Ribeira con Corrubedo, en este tramo costero aparte del arenal mencionado hay otros como el de Basoñas y alguna que otra cala más de indudable encanto. La foto panorámica del post corresponde a la de Espiñeirido (o Seráns). A este post subiré en su momento fotos de más playas de este entorno natural y que me seducen especialmente como son las playas de Queiruga, Los Castros (Baroña), Río Sieira, todas de Portodoson, y finalmente la de El Vilar ya en el municipio de Ribeira.